Mision

Misión y Visión

Misión

La Escuela Superior de Física y Matemáticas del Instituto Politécnico Nacional fue creada para formar integralmente profesionales de excelencia en el campo de las ciencias físico-matemáticas con alto grado de comprensión y responsabilidad social, capaces de contribuir al desarrollo económico, científico y tecnológico del país; mediante la docencia, la investigación, la innovación, la vinculación y la divulgación del conocimiento en estas áreas.

Visión

La Escuela Superior de Física y Matemáticas del IPN será líder en su ámbito, contará con un modelo educativo flexible, centrado en el aprendizaje, que desarrolla la capacidad creativa, la actitud innovadora, el trabajo cooperativo y los hábitos de tenacidad en sus alumnos para que sean competitivos a nivel internacional.

Sus profesores poseen una alta formación académica; comprometidos con la labor docente, la investigación que realizan contribuye al desarrollo de las ciencias físico-matemáticas, aplicándolas para la solución de problemas de alto impacto social, además difunden y promueven los avances tecnológicos y científicos.

Los procesos administrativos se realizan con transparencia, eficiencia y en un ​marco de mejora contínua.

politicas

Política de Calidad

Nuestro compromiso es asegurar servicios educativos de calidad, mediante la oferta de programas académicos pertinentes, que logren la satisfacción de las y los alumnos, en su formación integral como profesionistas competentes, para contribuir al desarrollo científico, tecnológico, cultural y socioeconómico del país; sustentado en el cumplimiento de los requisitos normativos aplicables y en el mantenimiento de la mejora continua del SGC.

Objetivos

Objetivos de Calidad

historia

Historia

Los notables descubrimientos científicos y las innovaciones tecnológicas de los años 50, precursores de la Revolución Científico-Técnica que hoy en día se despliega impetuosamente, ensanchó de manera profunda la brecha entre México y los países desarrollados, particularmente en relación con los Estados Unidos y, por lo tanto, se hizo evidente un desfasamiento entre el nuevo conocimiento y lo que se enseñaba en nuestro país en materia de ciencia y tecnología. Este panorama estimuló a eminentes mexicanos a proponer e impulsar cambios académicos en el Instituto Politécnico Nacional a fin de que nuestro país se preparara ante los desafíos de la época.

El ingeniero Eugenio Méndez Docurro era uno de ellos, quien al ocupar el cargo de Director General del Instituto en diciembre de 1959, se propuso crear la Escuela de Graduados así como la Escuela Superior de Física y Matemáticas, porque le parecía “un contrasentido que el Politécnico no tuviera una escuela de esas disciplinas”.

En 1960, el ingeniero Méndez Docurro integró una comisión de 20 científicos e ingenieros politécnicos para formular el proyecto de la Escuela de Graduados, teniendo como su asesor principal al Dr. Manuel Cerrillo Valdivia. El maestro Francisco Zubieta Russi redactó un documento apoyando la iniciativa. El resultado de estos trabajos condujo a la creación en octubre de este año, del Centro de Investigación y de Estudios Avanzados del Instituto Politécnico Nacional (CINVESTAV-IPN), que empezó a funcionar en 1961 en la unidad profesional de Zacatenco, siendo el Dr. Arturo Rosenblueth su primer director.

En enero de este mismo año, el Ing. Méndez Docurro invita a cinco de los integrantes de la comisión citada a fin de que le presenten el proyecto de lo que sería la Escuela Superior de Física y Matemáticas (ESFM). Ellos fueron: Dr. Víctor Flores Maldonado, Dr. Arnulfo Morales Amado, Dr. Leopoldo García-Colín Scherer, Ing. Alvar Noé Barra Zenil e Ing. David Alfaro Lozano. El proyecto se terminó a fines de febrero, proyecto que incluía el primer Plan de Estudios de esta nueva escuela. El día 2 de marzo de 1961, en el pleno del Consejo Técnico Consultivo General (hoy Consejo General Consultivo) del IPN se discutió la propuesta de creación de la ESFM y el plan de estudios de la carrera de Licenciado en Ciencias Físicomatemáticas. El Director General del IPN hizo una amplia exposición sobre los proyectos respectivos, ambos aprobados en esa sesión del Consejo, que agotó el orden del día hasta las primeras horas del día 3 de marzo.

En la discusión, los consejeros hicieron muchas propuestas, algunas de las cuales el Consejo acordó que figuraran en la convocatoria que giraría la Subdirección Técnica del Politécnico para el ingreso a esta escuela, como la de abrir la posibilidad de que estudiantes de los años superiores de las carreras de ingeniería se pudieran inscribir en ella, así como también que a profesores del Instituto interesados en cursar la nueva carrera, se les otorgara una comisión parcial en sus nombramientos para dedicarse a estos estudios. Los objetivos fijados a la Escuela fueron los de formar especialistas para la docencia en Física y Matemáticas, para la investigación científica y tecnológica, y para contribuir al desarrollo de la industria nacional.​

.

escudo

Escudo

Mediante acuerdo del Consejo Técnico Consultivo General del IPN, en su sesión del día 2 de marzo de 1961, bajo la presidencia del Ing. Eugenio Méndez Docurro, Director General del Instituto, se crea la Escuela Superior de Física y Matemáticas (ESFM), siendo su Director Fundador el Dr. Víctor Flores Maldonado.

En 1964, el M. en C. Roberto MendiolaGómez Caballero, quien a principios del año había sido nombrado Director de la ESFM, promueve la idea de adoptar unescudo para la Escuela, integrando una comisión que convoca aun concurso nacional, ofreciendo premios en efectivo y diplomas para los cinco primeros lugares. Del jurado formaron parte elIng. Eugenio Méndez Docurro; el M. en C. Roberto MendiolaGómez Caballero; el Ing. Carlos Castillo Cruz, SubdirectorSecretario; el M. en C. Manuel Meda Vidal, Jefe delDepartamento de Matemáticas; y los alumnos de la primera generaciónJaime Martínez Ramos y Roberto Contreras Barrios.

En respuesta a la convocatoria se presentaron más de cien diseños, obteniendo el primer lugar un grupo de estudiantes del quinto año de la carrera de Ingeniería y Arquitectura de la ESIA del IPN.

El título del diseño fue “Conjugación del origen de las matemáticas y la técnica moderna”, y tiene como elementos centrales una representación del cero maya y el núcleo del átomo del litio, con tres protones y cuatro neutrones.

La Comisión aceptó el diseño, pero no se decidió acerca de los colores. El Consejo Técnico Consultivo de la Escuela aún no ha tomado un acuerdo al respecto.

Sin embargo, tradicionalmente se usa el dorado para las siglas ESFM y el “cero maya”, en tanto que los colores guinda y blanco se emplean para representar al núcleo del litio (en blanco los protones y guinda los neutrones), con lo que se logra vincular el escudo de la ESFM con los colores históricos del Instituto Politécnico Nacional.​